Los especialistas opinan

Capital humano y control interno: Simbiosis intemporal

Los primeros aprendizajes que influyen sobre toda nuestra vida se refieren a las obligaciones, lo que debemos hacer para que la armonía sea realidad. Un árbol torcido no puede enderezarse, y lo mismo sucede con los seres humanos, por más estudios, cursos especializados, consignas y exhortos que se hagan para lograr su buen comportamiento. Por ello, la sociedad sin corrupción del futuro debe empezar a construirse en los recién nacidos.

Artículos relacionados

Información de Interés

Ligas de Interés